julio 25, 2024

preocupado por los sondeos, Nicolás Maduro juega cada vez más sucio contra los líderes opositores


El bumerang de la represión en la campaña lectoral. Mientras el régimen de Nicolás Maduro más persigue, encarcela y acosa a sus rivales -Edmundo González y María Corina Machado-, más crece la popularidad y la intención de voto a favor del candidato unitario de la oposición en las elecciones del 28 de julio.

La última medición de la encuestadora Hercon Consultores 21 señala que el candidato opositor González encabeza la preferencia electoral con 62% de votos frente al 28% del presidente Maduro, que busca su tercer mandato.

Por primera vez en los 25 años que lleva el chavismo en el poder se percibe la gran diferencia de 30 puntos que existe entre los dos candidatos principales que se disputan la presidencia de Venezuela. Sólo en las legislativas del 2015 la oposición arrasó con dos tercios de la votación al chavismo.

En esta carrera presidencial los resultados que arrojan los sondeos también coinciden con lo que pasa en la calle, donde se evidencia la multitud de manifestantes que se ha volcado con furor a los brazos de Edmundo y María Corina mientras que Maduro luce sus actos vacíos con pocos funcionarios públicos y militantes del Partido Socialista Unido de Venezuela.

Desde que arrancó oficialmente la campaña electoral hace una semana, el régimen de Maduro ha escalado la persecución, el acoso y el encarcelamiento contra los activistas que acompañan a Edmundo y María Corina, quien a pesar de estar inhabilitada inconstitucionalmente por el mandatario ha despertado la esperanza del cambio en los venezolanos.

En la precampaña, Maduro ordenó arrestar a una docena de miembros del equipo de campaña de María Corina, seis de los cuales, entre ellos la jefe del comando Magalli Meda, se refugiaron en la Embajada de Argentina en Caracas, sin salvoconducto diplomático.

La “tortura” a la que ha sometido el régimen a sus rivales y seguidores en la campaña no tiene límites, como tampoco la sensación de victoria que rodea al abanderado unitario.

El candidato Edmundo González saluda a su llegada a un acto público, en Caracas. Foto EFEEl candidato Edmundo González saluda a su llegada a un acto público, en Caracas. Foto EFE

Hace una semana tras el inicio de la campaña y las acciones de terror del chavismo puestas a rodar se ha saldado con 15 activistas y colaboradores opositores detenidos durante unas 24 horas por prestar asistencia y logística al candidato de la unidad. El acoso incluye el cierre de los restaurantes y establecimientos que dan apoyo a la caravana opositora.

Ofensiva chavista

El régimen no permite que las estaciones de servicio en el interior suministren gasolina a los vehículos de María Corina. En respuesta solidaria los motoristas le regalen un litro de combustible por moto para repostar los coches de la que llaman la futura presidente del país.

Los motoristas, pagados por el chavismo con 10 litros de gasolina y 30 dólares por persona, confesaron por las redes sociales que fueron al mitin de Maduro y luego se desviaron al candidato de la oposición para apoyar al que llaman “al tío Edmundo y a la tía María Corina”.

Como la líder liberal no puede tomar avión para viajar al interior entonces le bloquean las carreteras. En los 40 kilómetros de carretera que conduce a Barinas, la cuna del chavismo donde nació Hugo Chávez, el Gobierno instaló 29 alcabalas móviles para detener a María Corina. Sin embargo, la líder es una campeona para evadir los obstáculos y enfrentar a los militares de los bloqueos.

Al diplomático Edmundo González también le han saboteado su movilidad. Para encontrarse con su pareja electoral tomó un vuelo de Conviasa, donde los empleados de la aerolínea estatal le insultaron «por apoyar las sanciones”. Después del incidente los empleados de Conviasa le enviaron una carta en la que ofrecían sus disculpas, bajo el argumento de que fueron obligados a insultar por órdenes superiores.

Edmundo González ha afirmado que en su gobierno no se insultará. En modo conciliador dijo que ”abrirá los brazos y las puertas a todos los que quieran trabajar por la reconciliación y la reconstrucción del país”. Incluso se lleva su propia comida en el viaje para que no le cierren los restaurantes de la carretera.

Maduro, de 61 años, ofendió al binomio electoral González (74) y Machado (56) calificándolos de ser “viejos decrépitos”, quienes conquistaron la ciudad de Barinas con un acto multitudinario en la cuna de la revolución chavista.

María Corina, que está curada de los insultos, golpes y abusos del chavismo, anunció ayer la conformación de 58.000 comandos listos en todo el país, lo que representa el 95% de la estructura organizativa de los testigos y miembros de mesas electorales.

“Hemos vencido los obstáculos, vamos a ganar y cobrar”, dice la líder. Es la fuerza de los 600K (un ejército de 600.000 activistas que defenderán los votos en los centros electorales), integrada por los comanditos (la célula de 10 activistas).

Anunció que a partir de este lunes los comanditos «empezarán a recibir información específica sobre las tareas para los próximos días».

Entre estas tareas instruyó: “Deben ubicar el centro de votación más cercano al comandito, Deben ubicar otros dos comanditos en la misma zona. Deben prepararse para las tareas que realizarán el 28 de julio de movilización de electores, apoyo logístico a los testigos y defensa cívica de los centros de votación”.

A los venezolanos en el exterior los invitó a registrarse en la página web www.comanditosexterior.com y comprometerse a ayudar a cinco personas dentro de Venezuela para que puedan movilizarse a votar, concluyó la líder.



Source link